Alimentas tu productividad personal

3 Claves para optimizar la productividad personal a través de la alimentación.

Si supieras que a través de una alimentación saludable, puedes tomar mayor control sobre tu productividad personal y optimizar el rendimiento profesional…  ¿Le prestarías más atención a tu alimentación?

A la hora de elegir tu estilo de alimentación, es fundamental que te preguntes por qué y para qué te alimentas, así como, cuáles son los impactos fundamentales de la alimentación en tu vida. En este artículo te hablo del impacto sobre tus niveles de felicidad y productividad personal.

¿Conoces los verdaderos beneficios de una alimentación coherente con tu bio-individualidad? Una alimentación coherente contigo, debería facilitarte la incorporación de hábitos alimenticios simples, disfrutables, repetibles, escalables y sostenibles. Siempre desde la consciencia, la libertad y el disfrute. Cuando llegas a este punto, tienes en tu mano un superpoder que te hace imparable. 

Felicidad, productividad personal y alimentación saludable.

Que cuando nos sentimos felices somos más productivos, es indiscutible, porque todos lo hemos sentido alguna vez. Pero, ¿cómo potenciar un estado de ánimo más óptimo, cuando todo alrededor es incertidumbre?

La alimentación saludable está directa y proporcionalmente relacionada con tu estado de ánimo. Esto es debido a la conexión intestino-cerebro, y a la gran responsabilidad del intestino en la secreción de serotonina, la hormona de la felicidad.

El intestino es responsable de la secreción del 95% de la serotonina, y tan solo 5% es responsabilidad del cerebro. La serotonina es un neurotransmisor que produce el sistema nervioso, y sus niveles son directamente proporcionales a nuestro nivel de felicidad.

“La felicidad comienza en el intestino” ~Doctor Alejandro Junger, New York

Hay estudios que demuestran que la serotonina libera insulina, por lo tanto también podría ser responsable de los niveles de azúcar en nuestro organismo. Esta es la razón, por la que tan sólo eliminando alimentos tóxicos, se observan resultados muy positivos en la salud y el estado de ánimo.

El estrés, el gran enemigo de la felicidad. Ya que impacta negativamente en el funcionamiento del intestino. Si el intestino no produce suficientes niveles de serotonina, tu organismo será más propenso a sufrir estrés, y cuanto más estrés, menos serotonina produces. Por lo que se produce un círculo vicioso.

Las 3 claves de alimentación y productividad personal.

La comida tiene un impacto directo en el funcionamiento cognitivo, y esta es la razón principal por la que una decisión desacertada en tu alimentación, puede restarte cualidades y capacidades en tu trabajo y tu vida diaria.

Recuerda que el cerebro ocupa el 2% de tu masa corporal y sin embargo consume el 25% de los nutrientes que ingieres.

¿Por qué sucede esto? Gran parte de los alimentos que ingerimos, son transformados por nuestro organismo en glucosa, para proveer de energía a nuestro cerebro. Esto le permite estar alerta y funcionar de forma óptima. Cuando experimentamos bajos niveles de glucosa, es más complicado concentrarse.

1. Equilibrar la velocidad de liberación de glucosa con el esfuerzo digestivo.

Aunque parezca muy obvio, no todos los alimentos son procesados por nuestro organismo de la misma manera. De forma simple, podríamos organizarlos en 3 categorías, con respecto a su capacidad de liberación de energía:

  • Rápida y fácil de digerir: alimentos como la pasta, las harinas y cereales refinados y el azúcar. Son de liberación de glucosa rápida, y normalmente le sigue una bajada. Por lo tanto nos ofrecen un pico energético, de poca duración y poca estabilidad.
  • Lenta, pero con gran esfuerzo de digestión: los alimentos altos en grasas no saludables. Pueden ofrecer una liberación más lenta de glucosa, sin embargo el sistema digestivo tiene que trabajar muy duro. Esto produce una reducción de los niveles de oxígeno en nuestro cerebro, lo que nos resta claridad mental y otras muchas capacidades.
  • Lenta, con esfuerzo moderado: Otros alimentos ofrecen una liberación de glucosa lenta y estable. Que además requieren un esfuerzo moderado del organismo. Estos son los más óptimos.

Elige alimentos de liberación de energía lenta y estable, con esfuerzo moderado de digestión, absorción y eliminación. Sentirás la recompensa. Prestar atención a nuestra capacidad de reacción, pensamiento y decisión, en cada momento, nos da pistas sobre si necesitamos nuevos nutrientes.

Los picos, tanto de subidones como de bajones de azúcar en sangre, son enemigos del funcionamiento de tu cerebro. Y por tanto de tu productividad. Hay estudios científicos que demuestran que el auto-control, o la gestión personal, dependen de la calidad de la energía de la que dispone el organismo. Y está muy relacionada con los niveles de glucosa.

2. Modular el nivel de glucosa potencia el auto-control y la fuerza de voluntad.

La falta de control de los actos propios, está típicamente relacionada con niveles de glucosa bajos. Acciones como las que menciono aquí abajo,  requieren de una energía vital de calidad y estable. Para que los mecanismos internos funcionen de forma óptima, permitiéndonos acceder a nuestras habilidades y capacidades de forma ágil y efectiva en cualquier momento.

  • Controlar la atención.
  • Regular las emociones.
  • Gestionar el estrés.
  • Gestionar la sobrecarga de trabajo y responsabilidades.
  • Resistir la impulsividad.
  • Frenarse ante impulsos de agresividad (o criminalidad).
  • Relacionarnos con los demás, a través de la empatía.

El auto control y la fuerza de voluntad influyen de forma significativa en la productividad personal. Y por supuesto en otras muchas áreas de nuestra vida. Desde la capacidad de incorporar hábitos de vida saludable, hasta nuestra capacidad productiva. Pasando por la habilidad de liderar e influir en nuestra vida personal y profesional.

Los niveles de glucosa en el organismo tienen una gran influencia sobre la capacidad de relacionarse de forma óptima y constructiva. La capacidad de gestión del estrés, está 100% relacionada con el auto control, y la forma de alimentarte.

Atención: el alcohol no solo reduce el nivel de glucosa en el cerebro y en el cuerpo, sino que ¡además invita a perder el auto control!

3. Enfoque en nutrientes para eliminar la triple carga de la malnutrición.

Las apariencias engañan: son muchas las personas que sin saberlo sufren las consecuencias de la triple carga de la malnutrición: la desnutrición, el hambre oculta y el sobrepeso. En muchas ocasiones, aparentan estar saludables o incluso sobre-alimentados, sin embargo cargan con una gran deficiencia de nutrientes, que les resta habilidades cognitivas y salud a largo plazo.

Esta deficiencia de nutrientes, les expone a riesgos que, aunque suenen inofensivos, todos ellos restan productividad personal y reputación profesional. Además, cuanto más se sostienen en el tiempo, mayor es el riesgo de generar enfermedades crónicas.

  • Deficiencias en procesos fisiológicos y metabólicos, vitales.
  • Ansiedad o capricho por los dulces, hidratos de carbono o grasas saturadas.
  • Mayor riesgo de contraer infecciones causadas por virus o bacterias.
  • Exceso de peso y obesidad.
  • Problemas digestivos y cardiovasculares.

Trucos y consejos.

Asegúrate de que tu alimentación incorpora una amplia variedad de nutrientes. Es fundamental para tu vida personal, profesional, social y espiritual. Préstale atención a la capacidad nutritiva de tu alimentación.

  1. Haz la lista de la compra con alimentos de liberación de energía lenta y fáciles de digerir. Que cuiden de tu salud intestinal.
  2. Equípate con un pack de snacks saludables que contribuyan a mantener el nivel de glucosa estable entre horas.
  3. Incorpora cada día, alimentos con alta capacidad nutritiva.

Un estilo de alimentación coherente con tu bio-individualidad, aporta beneficios físicos, mentales, emocionales y profesionales. Además eleva tu calidad de vida al siguiente nivel. Te facilita la consecución de propósitos y la incorporación de hábitos saludables.

No es cuestión de fuerza de voluntad, sino de como cuidas de ti, de dentro hacia fuera.

¿Te ha gustado el artículo? Si te ha gustado o lo odias me encantaría saber por qué, para seguir regalando valor por aquí. Si conoces a alguien a  quien le vendría bien o le gustaría esta lectura, no lo dudes, envíaselo. Si eres de las personas que en lugar de ver pasar la vida, prefieren tomar las riendas, te estoy esperando en Trabaja conmigo.

Share on linkedin
Share on email
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Soy Veronica G

Soy Veronica G

Ejecutiva y Health Coach. Apasionada por la vida, redacto contenido relacionado con el bienestar y su conexión con la felicidad y capacidad de generar resultados excelentes en nuestra vida personal, profesional, social y espiritual.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Hola! Soy Verónica G

Bienvenida a mi espacio de bienestar en movimiento. Trabajo con profesionales y ejecutivas que apuestan por el éxito profesional sin sacrificar su vida personal, y desean sentir el progreso a través de resultados en su vida personal o profesional. A través de un plan de Life Crafting a medida, infalible y todoterreno, entrenamos la motivación y los hábitos de bienestar y productividad. 

¿Te unes a nosotras?

¡Suscríbete!

Será un privilegio contar contigo en este espacio sin bullshit, atrevido, directo al grano y sin tabúes.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies